Acrópolis de Atenas

Descripción

Atenas,  cuna de la civilización occidental,  del origen de la democracia, de grandes artistas y filósofos, y cómo no la ciudad más importante de Grecia.

No existe ningún lugar como Atenas, para realizar un viaje hasta las antiguas culturas griegas.

Atenas, posee una de las calles peatonales más largas de Europa, permitiendo recorrer los sitios más importantes dando un agradable paseo.

No se recomienda coger el coche, ya que es infernal el tráfico de Atenas, pero se dispone de metro, tranvía,  y autobuses.

Si vas a subir a la Acrópolis de Atenas se recomienda hacerlo temprano, pues además de la numerosa gente que se decide a visitarla, hay que contar con el calor de Grecia, por lo que es recomendable llevar agua. El horario es de 8:00 a las 22:00, y el precio de la entrada es de 12 euros los adultos, y 6 los estudiantes.

La Acrópolis de Atenas, conocida como Roca Sagrada, es una de las maravillas más increíbles que puedes visitar.

Se aprovechaba una elevación de terreno para construir una zona fortificada (la acrópolis ó ciudad alta), donde residían el poder político, económico y religioso de la polis, ó ciudad griega.

Pericles inició la transformación de la Acrópolisen una zona repleta de tempos y estatuas. Y en el año 510 a. c. el oráculo de Delfos dictaminó que la Acrópolis sólo sería habitada por Dioses.

La entrada a la Acrópolis de Atenas se realiza por una puerta monumental llamada Propileos, es un doble pórtico donde se usa el mármol.  A la izquierda nos encontramos con la pinacoteca y a la derecha con el templo de Nike, que fue construido para conmemorar la victoria de los atenienses frente a los persas. Cuenta la leyenda que desde este preciso punto, el rey Egeo se suicidó lanzándose al mar al creer que su hijo Teseo había sido asesinado por el minotauro. Esta parte del Mediterráneo es llamada Mar Egeo en su honor. Pues Egeo tenía que tener unas piernas muy potentes para lanzarse al mar desde aquí, ya que la costa más cercana se encuentra a unos 16 kilómetros al sur.

Continuamos hasta llegar al Partenon, que es el principal edificio del  Acrópolis. Construido entre los años 477 y 432 a.c. Es un imponente edificio dotado de un estilo dórico. Creado para cobijar a una colosal escultura de Atenea, realizada en madera, marfil y oro, de unos 12 metros.

Desde la Acrópolis podemos observar más abajo el Teatro de Dionisio. El primer teatro de piedra, fue reconstruido en 342 a.C. y luego ampliado por los romanos para albergar torneos de gladiadores.

En la base de la Acrópolis encontramos las ruinas del antiguo Ágora ateniense.

Enlace de la imágen destacada : Ver enlace

Compartir con tus amigos